viernes, 17 de febrero de 2012

¡A la rica manzana!

En esta época del año a caballo entre el invierno y la primavera, los cítricos ya comienzan a escasear,  y otras frutas como las fresas, aunque ya disponibles en el mercado, aún no están en su mayor punto de dulzor y a su mejor precio. Pero podemos aprovechar para consumir manzanas, que por sus numerosas variedades, podemos encontrar en el mercado todo el año y que poseen múltiples propiedades saludables.
Des pommes

El manzano es el árbol frutal más cultivado en el mundo. Pertenece a la familia de las Rosáceas. Se cita en la Biblia, en la mitología griega y fue introducido en la península por los romanos y los árabes. Su fruta, la manzana, consumida desde hace 20.000 años, muestra colores diferentes de la piel dependiendo de la variedad: amarillas, verdes, rojas y bicolores.
Las variedades más cultivadas en España son:
Golden: De fruto grande, con piel delgada y resistente de color amarillo-verdoso con puntos oscuros y carne blanco-amarillenta, crujiente, jugosa, aromática y sabrosa. Ideal para su consumo en mesa, zumos y para cocinar. Su mejor momento es todo el año.
Gala: Su piel amarillo-anaranjada presenta líneas rojas y su pulpa un color amarillento y textura fi­na, crocante, jugosa y aromática. Es muy valorada para su consumo en mesa, aunque resulta idónea también para ensaladas y asados.
Reineta: Su nombre completo es Reineta de Reinetas y es una de las más emblemáticas en la producción de nuestro país. Su origen es francés y posee una forma achatada, un color amarillo grisáceo y un sabor azucarado con un toque ácido. Perfecta para cocinar, asados y compotas.
Granny Smith: Su piel adquiere tonalidades verdosas muy intensas que la hacen inconfundible. Es algo más redondeada que las demás variedades, con carne muy blanca, de textura fuerte, jugosa y con ciertos toques ácidos. Ideal en ensaladas porque no se oxida tan rápido como otras variedades y también asada.
Verde Doncella: Tiene un tamaño mediano y su piel acharolada presenta una coloración verde-rosada, con pulpa blanco-verdosa de textura dura, muy jugosa y con sabor dulce y perfumado.
Por otra parte, en otoño podemos disfrutar de las camuesas, una variedad autóctona de manzana propia de la Subbetica cordobesa.
Early Red One: Su piel es brillante y de un color rojo intenso, con carne muy dulce y jugosa.
Red Delicious: Fruto de color rojo más o menos intenso, con un punteado amarillo. Su pulpa es azucarada, jugosa, acidulada y muy aromática.
Starking: Fruto de gran tamaño, piel brillante roja estriada con amarillo y carne amarillento-blanquecina, de textura crujiente, muy jugosa y sabor suave azucarado.
Propiedades
Un 85% de su composición es agua, por lo que resulta muy refrescante e hidratante.
La manzana aporta hidratos de carbono fundamentalmente en forma de  fructosa, glucosa y sacarosa, y contiene cantidades apreciables de fibra, sobre todo pectinas, que contribuyen a regular los niveles de colesterol. Por su contenido en fibra y fructosa, es una fruta adecuada para personas con diabetes.
Son una importante fuente de flavonoides diversos como los flavonoles, catequinas y procianidinas, compuestos con una potente actividad antioxidante.

*      Laxante y astringente
Quizá la propiedad más conocida de la manzana sea su acción reguladora intestinal. Si la comemos cruda y con piel es útil para tratar el estreñimiento, ya que se aprovecha la fibra insoluble presente en la piel, que estimula la actividad intestinal. Igualmente, la pulpa de la manzana es una fruta muy rica en pectina, fibra soluble, que tiene la particularidad de retener agua, y se le atribuyen efectos benéficos en caso de diarrea ya que hace más lento el tránsito intestinal.
Además, la manzana es, después del membrillo, una de las frutas más ricas en taninos, sustancias con propiedades astringentes y antiinflamatorias. Los taninos aparecen cuando se deja oscurecer la pulpa de una manzana pelada. De manera que podemos decir que la manzana cruda y con piel es laxante, y si la manzana se consume pelada, rallada y oscurecida tiene el efecto contrario.
*      Contra el deterioro muscular
Según un estudio de la Universidad de Iowa, un compuesto natural que se encuentra en las manzanas, podría evitar el deterioro muscular resultante del envejecimiento y la enfermedad, según los resultados de un estudio con ratones.
El beneficio parece provenir de un compuesto en la piel de la manzana llamado ácido ursólico, según el Dr. Christopher Adams y colegas.
Además, los ratones que recibieron ácido ursólico se hicieron más delgados y tuvieron niveles más bajos de glucosa, colesterol y triglicéridos, encontraron los investigadores.
"El ácido ursólico es un compuesto natural interesante", aseguró Adams en un comunicado de prensa de la revista. "Es parte de la dieta normal como componente de la piel de las manzanas. Siempre se ha dicho que comer una manzana al día evita tener que ir al médico".
Sin embargo, no está claro si los hallazgos en ratones se confirmarán en ensayos con humanos, ni si la cantidad de ácido ursólico consumido como parte de una dieta normal protegería contra el daño del deterioro muscular.
Modos de preparación
Podemos consumirla como fruta de mesa y entre horas. Bien lavada, se lleva como tentempié a cualquier lugar; para facilitar su consumo a los niños, podemos partirla en gajos, rociarla con unas gotas de limón para evitar que se oxide y guardarla en un recipiente hermético unas horas.


wedge of life

carrot and apple saladSola ó mezclada con zanahoria, queda deliciosa en forma de zumo natural preparado con licuadora. También es ideal en ensaladas, sobre todo la Granny Smith, aportando un toque agridulce, como por ejemplo en la ensalada de pasta, apio y manzana, ó en la ensalada de zanahoria,  manzana y nueces.
Es el ingrediente principal del muesli y se emplea en múltiples salsas, guisos, rellenos y acompañamiento de carnes, mermeladas, compotas, y como ingrediente principal en repostería: strudel, tartas, bizcochos, empanadillas dulces, etc.
Ø     Receta de la semana:
Crumble’ de manzana (Apple crumble)
(En su versión inglesa pronúnciese ‘apol-crámbol’)

Apple CrumbleIngredientes para 10 personas:
1.250 g de manzanas reineta ó golden
300 g (2 vasos) de harina integral
100 g (1 vaso) de copos de avena
150 g de margarina vegetal
200 g (1 vaso) de azúcar moreno
1 cucharadita de canela
Una pizca de sal

Para la crema:
1 cucharada (20 g) de natillas en polvo
500 ml de leche desnatada
4 cucharadas de azúcar ó unas gotas de edulcorante líquido

Precalentamos el horno a unos 150ºC.
En un cuenco hondo colocamos la harina y los copos de avena con una pizca de sal, ½ cucharadita de canela, el azúcar moreno y la margarina bien fría. Con la punta de los dedos, la vamos desmenuzando dentro de la harina hasta que obtengamos una mezcla con pequeños grumos.
Por otro lado pelamos y partimos las manzanas rodajas finas y les añadimos ½ cucharadita de canela. Las colocamos (sin ordenar) en un molde rectangular engrasado y cubrimos con la mezcla anterior.  Horneamos a temperatura media durante unos 45-60 minutos; hasta que los bordes estén dorados y el jugo de las manzanas borbotee.
Se sirve templado, opcionalmente junto con una crema ó natillas muy claritas ó un chorreón de leche.
Composición aproximada por porción:

360 Kcal
7 g proteínas
7,7 g lípidos
68 g hidratos de carbono
1,5 mg colesterol
5,8 g fibra
50 mg sodio


Ø     Para saber más:
Manzana reineta del Bierzo  con Denominación de Origen.
Por: Lati Escudero

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada