viernes, 29 de junio de 2012

15 ensaladas refrescantes para vencer el calor


Mediterranean salad with wild rice

Para vencer las altas temperaturas, una opción es incluir en un plato único y frío lo que podríamos tomar en varios platos cocinados. Complementándolas con pan integral, fruta fresca ó un lácteo descremado y una buena limonada sin azúcar, tendremos un menú saludable y de fácil digestión ideal para los días de mucho calor.
1.      Ensalada con trufa y vinagreta de nueces          
Alpha's Walnut, Pear, Fennel and Watercress Salad
Variedad de hojas de lechuga: francesa,  hoja de roble, canónigos, rúcula, escarola...
80 g de trufa (se puede cambiar por setas laminadas muy finas).
Un puñado de piñones tostados.
Un puñado de nueces troceadas.
Semillas de sésamo ligeramente machacadas.
Cebollino fresco.
-Para la vinagreta:
Aceite de oliva.
Vinagre de Módena.
Nueces troceadas.
Sal.
Pimienta negra recién molida.

Elaboración:
Lavar las hojas de la ensalada, escurrirlas bien y reservarlas en el frigorífico.
Limpiar las trufas (o laminar las setas) y reservarlas en el frigorífico.
Preparar la vinagreta mezclando los ingredientes de la misma en un bol y batiendo para emulsionarlos.
Colocar las hojas de ensalada en un bol hondo y añadir la vinagreta.
Añadir los piñones, salpimentar al gusto y remover bien.
Montar los platos poniendo las hojas de ensalada aliñadas, rallar sobre ellas la trufa en láminas muy finas (ó láminas de setas), espolvorear con el sésamo y las nueces troceadas y decorar con el cebollino picado



2. Ensalada de col rizada con salmón


Unos 600 g de col rizada ó lombarda finamente troceada
2 cebolletas finamente troceadas
200 g de salmón ahumado
½ cucharadita de mostaza
3 cucharadas de aceite de oliva virgen
1 manojo de albahaca fresca
Vinagre
Pimienta negra
Sal

Mezclar todos los ingredientes y dejar reposar una ó dos horas en el frigorífico antes de servir.
3. Ensalada de escarola con ajos fritos, decorada con boquerones en vinagre.
5.  Taboulé
9.  Ensalada de pepino, yogur y menta

Esta ensalada o casi salsa, también llamada raita, es típica de la cocina hindú y se suele preparar para acompañar platos picantes, como currys de carne ó platos a base de arroz. Es similar a la que se conoce con el nombre de tzatziki en zonas de Grecia y Turquía.
TzatzikiSe prepara pelando y rallando el pepino y dejándolo escurrir. Posteriormente se le añade yogur natural, sal, aceite de oliva y hojas de menta. Se mezcla bien y se deja reposar en el frigorífico hasta el momento de servir. Según versiones, también se le puede añadir ajo, cebolla, otras verduras, cilantro fresco, comino ó mostaza.
15.  Ensalada de pollo y melón:
Cortar en taquitos pequeños ½ melón y 400 g de pechuga de pollo a la plancha, mezclando en un bol amplio. Añadir 200 g de champiñones lavados y cortados en láminas. Sazonar con zumo de limón, 2 yogures desnatados, curry, sal y 2 cucharadas de aceite de oliva. Servir con abundante perejil por encima.

Por: Lati Escudero

viernes, 22 de junio de 2012

El cacao, alimento de los dioses

El chocolate se hace con los granos del cacao (Theobroma cacao), árbol cultivado desde tiempos antiguos en las regiones tropicales de Sudamérica y en las Antillas.
Cacao criollo

El árbol del cacao ó cacaotero puede alcanzar unos seis metros de altura, de tallo vertical y ramas extendidas. Sus flores y frutos presentan la infrecuente particularidad de brotar directamente del tronco y de las ramas principales. Sus hojas, de un color marrón a rojizo cuando jóvenes, se tornan a verde oscuro con el tiempo.  Debido a su forma, a los frutos se les llama usualmente mazorcas.
Su duración es larga, llegando a los ochenta años. Sus flores son pequeñas y de colores variados, desde el blanco y el rojo al púrpura, pasando por el verde, amarillo y rosado.

Origen
Fue en las civilizaciones azteca y maya donde el cultivo y consumo del cacao tuvo un mayor desarrollo. Los españoles lo introdujeron en Europa hacia 1520.
Según una antiquísima leyenda azteca, Quetzalcóatl, una de las divinidades más importantes veneradas por este pueblo, trajo a la tierra sus semillas y las ofreció a los hombres para que pudieran participar de las delicias de un manjar apreciado por los dioses. Posiblemente en esta leyenda se inspiró el sueco Linneo para designar este género como Theobroma, que significa ‘manjar o alimento de los dioses’. El nombre cacao procede del idioma náhuatl de los Mayas de Centroamérica a quienes se atribuye el desarrollo de su cultivo, aproximadamente en el 250 a.C.

chocolate drinkLos aztecas, y probablemente los mayas, lo empleaban para elaborar una bebida que denominaban xocoatl, elaborada con las semillas tostadas y molidas del fruto, disueltas en agua fría, sazonada con picante, vainilla y otras especias presentes en platos de la culinaria azteca. Era una bebida amarga, espumosa y picante, muy diferente al chocolate que hoy conocemos, para luego devenir en un preparado caliente endulzado con azúcar, ya que la almendra del cacao tiene sabor amargo.

Los españoles guardaron por mucho tiempo el secreto de esa maravillosa bebida cuyo consumo se difundió posteriormente a otros países europeos, siendo los ingleses quienes modificaron la preparación del chocolate añadiéndole leche en lugar de agua a comienzos del siglo XVIII.
Aunque en sus inicios fue un producto reservado a la gente adinerada, con el tiempo se fue popularizando, teniendo hoy día un consumo masivo. Para ello hubo que esperar la elaboración industrial del polvo de cacao, iniciada por una empresa de un holandés que registró la patente en 1828.
El procedimiento consistía básicamente en extraer la manteca de cacao, a la cual pronto se le buscó la utilidad, al mezclarla con azúcar, preparando el chocolate tal como se conoce hoy día, es decir, en barras, puesto en venta por primera vez en 1847.

Divine Mint Dark Chocolate
Sugerencias

Esta semana os recordamos la receta del brownie vegano, también sin gluten y os pasamos el enlace de la receta del Bundt Cake de Chocolate y Calabacín.

Otra opción ocasional y saludable para la merienda de los pequeños puede ser un trozo de pan de pueblo con aceite de oliva y unas onzas de chocolate negro!

Ø     Para saber más:

El chocolate reduce un tercio las posibilidades de enfermedades cardiacas

Un estudio señala que reduce los niveles de glucemia y colesterol malo, y aumenta los niveles de colesterol bueno


Hoteles sobre Chocolate en Inglaterra e Italia.

Por: Lati Escudero

viernes, 15 de junio de 2012

‘Brownie’ de chocolate sin gluten

Esta reciente noticia que nos ofrecía la Escuela de Pacientes nos hablaba de los posibles beneficios del chocolate negro. No están confirmados, pero sí os podemos asegurar que esta receta hará la delicia de grandes y pequeños.
Es un postre calórico, pero puede ser una opción ocasional para una merienda con niños ó celebración, preferible a cualquier preparado comercial, que podemos complementar con fruta fresca. También es adecuado para personas inapetentes ó con intolerancia al gluten.
  
BrowniesLa semana que viene os contaremos algunas peculiaridades sobre el origen del chocolate y la mazorca de cacao de la que se obtiene.
Ingredientes

150 g de chocolate negro, si es posible del 60-70%
125 g de margarina vegetal
4 huevos

1 vaso de azúcar
1 pizca de azúcar vainillada
1 pizca de sal
1 vaso de harina de arroz
1 puñado pequeño de nueces troceadas


Modo de elaboración:

Derretir la margarina y el chocolate en el microondas durante 2 minutos aproximadamente, hasta que estén derretidos. Mezclar y dejar enfriar un poco.

Batir los huevos con el azúcar y la sal, añadir poco a poco la mezcla de chocolate, e ir añadiendo lentamente la  harina, donde habremos mezclado previamente las nueces en trocitos. Remover bien.

Engrasar un molde ancho y bajo, y hornear a fuego medio unos 15-20 minutos ó hasta que el centro del bizcocho esté casi cuajado pero no seco como un bizcocho habitual.

Al pinchar con un tenedor éste debe salir un poco pringoso, y sacamos el brownie del horno en ese momento, para conseguir la textura adecuada.

Dejar enfriar, si es posible unas 12h en el frigorífico y servir en trozos pequeños.
Queda estupendo con fresas por encima ó si deseamos calorías extra, un poco de helado de leche merengada ó de vainilla.
Chocolate Brownies

COMENTARIO DIETÉTICO: Por ser un postre calórico y rico en azúcares, no es un pastel para ser consumido con frecuencia ni apto para todos, pero puede ser una opción ocasional para una merienda con niños ó celebración, preferible a cualquier postre comercial, que podemos complementar con fruta fresca. También es ideal para personas inapetentes ó con intolerancia al gluten.

Valor calórico y nutricional de 1 porción
(considerando un total de 8 porciones)

468 Kcal
7  g proteínas
27 g lipidos 
50,6 g hidratos de carbono 
150,7 mg colesterol 
4,12 g fibra 
43,39 mg sodio  

Por Lati Escudero  

lunes, 11 de junio de 2012

RECOMENDACIONES DIETÉTICAS TRAS UN TRASPLANTE RENAL

12th March: Kidneys
El pasado 6 de junio de conmemoraba el Día Mundial de los Pacientes Trasplantados. El trasplante de riñón es unos de los más frecuentes, y para evitar complicaciones, se aconseja seguir una dieta equilibrada, comiendo de todo pero con moderación. Existen una serie de normas para la dieta de un paciente trasplantado, aunque ésta debe tener carácter individualizado. La cantidad de calorías dependen de si se desea mantener, aumentar o disminuir el peso.  En general la tendencia después del trasplante es a engordar, entonces hay que cuidar mucho el equilibrio de lo que se toma y el ejercicio físico.

Una persona con una actividad física normal y que no tenga que perder peso, necesita una dieta de aproximadamente 35/Kcal/Kg/día. El paciente evitará los alimentos grasos, los fritos (utilizar otras formas de cocción: a la plancha, hervido o al vapor) y los azúcares refinados. En función de la analítica, quizá deba seguir restringiendo el consumo de alimentos ricos en potasio.
Recomendaciones generales:
·        La sal suele estar restringida,  ya que contribuye a mantener o generar la hipertensión arterial y a retener líquidos. Por lo tanto evitaremos alimentos ricos en ella como embutidos, conservas, salazones y aperitivos. No utilizar sales de régimen porque tienen un alto contenido de potasio. Se recomienda especialmente la utilización de hierbas aromáticas u otros condimentos (pimienta, ajo, cebolla, vinagre y limón).

The Spice Must Flow
·        La leche y sus derivados contienen proteínas y calcio (ayudan a evitar la osteoporosis). Deben consumirse preferentemente desnatados y el queso bajo en grasas (tipo Burgos, cabra, etc.). Evitar quesos o postres lácteos grasos, nata y crema de leche.
·        La carne de pollo es la menos grasa (preferible sin piel), le siguen la de ternera, cordero y finalmente cerdo. Debe retirarse la grasa visible y la piel de la carne antes de su cocción.
·        El pescado puede ser blanco o azul, es preferible consumir más pescado que carne.
·        Huevos pueden tomarse 2 o 3 semanales.
sliced cucumber
·        Féculas y cereales: son alimentos ricos en energía y fibra. Se deben consumir patatas, arroz, pastas, legumbres, pan y cereales. La cantidad depende de los requerimientos calóricos.
Verduras y frutas: son ricas en vitaminas, minerales, fibra y bajas en calorías. En las primeras semanas después del trasplante ó con las defensas muy bajas hay que evitar su consumo crudo. Cuando el paciente esté estable, pueden tomarse libremente crudas o cocidas. Se aconsejan dos o tres piezas al día.
Pineapple Slices·        Si existe tendencia a hiperpotasemia, las frutas y verduras pueden estar restringidas a las de menor contenido en potasio:
FRUTAS BAJAS EN POTASIO: Fruta en almíbar sin su jugo, pera, manzana, mandarina, sandía ó fresas.
VERDURAS BAJAS EN POTASIO: Pepino, cebolla, espárragos de lata, lechuga, verdura congelada, pimiento, berenjena, calabacín, maíz, alcachofas de lata.
·        Azúcar y dulces: hay que consumirlos con moderación y evitando la pastelería, bollería, chocolate y derivados.
·        Aceites y grasas, se aconseja aceite de oliva y evitar la mantequilla y margarina.
·        Líquidos: tomar como mínimo 1,5 litros al día para mantener una buena hidratación, y si hace calor o se ha sudado mucho se deberá aumentar esta cantidad. Se puede tomar agua, infusiones, caldos, zumos naturales, uno o dos cafés (hay que tener cuidado si se padece algún tipo de enfermedad del corazón o alteraciones de tipo cardíaco).
·        Los refrescos azucarados y zumos de fruta con azúcar deben evitarse o ser esporádicos.
·        En los tres primeros meses del trasplante, es recomendable no tomar alcohol. Si tiene alguna enfermedad hepática no debe consumir alcohol.  Evite bebidas alcohólicas de mayor graduación.
·        El tabaco es muy dañino para el paciente trasplantado, su consumo aumenta la aparición de determinados tumores. El consumo de drogas también está contraindicado.
El ejercicio físico está especialmente recomendado, ya que:
·         Previene la obesidad.
·         Previene la elevación del colesterol.
·         Disminuye la mortalidad por enfermedades vasculares.
·         Controla la diabetes no insulinodependiente.
·         Fortalece los músculos, huesos y articulaciones.
·         Favorece la agilidad y flexibilidad corporal.
·         Mejora el estado de ánimo.
·         Ayuda a mejorar la ansiedad y depresión.
·         Disminuye el  estrés.
·         Favorece el sueño.
·         Previene el desarrollo de hipertensión y la disminuye en hipertensos.
Antes de practicar algún tipo de ejercicio deberá consultar con su médico, ya que este dependerá de la edad y del estado de salud. A partir de los tres meses (si no hay ningún problema añadido) podrá empezar a practicar algún deporte con  moderación. Es muy saludable  caminar de 40 a 60 minutos diarios o en días alternos. En caso de tener problemas articulares se aconseja realizar gimnasia dentro del agua.
Hay que evitar ejercicios o deportes violentos que puedan dañar al riñón.
Si se está en buena forma, hay competiciones deportivas para pacientes trasplantados (a nivel nacional e internacional), el paciente podrá informarse en su asociación.

Información recopilada por: Miriam Abdel-Karim Ruiz, enfermera especialista en Nefrología.

viernes, 1 de junio de 2012

Yogur casero

Hace pocos días, en concreto el 29 de mayo de 2012, se ha celebrado el Día Mundial de la Salud Digestiva. En general, está demostrado que el consumo de yogur es mejor tolerado que la leche en muchas patologías digestivas, por su menor contenido en lactosa y mayor digestibilidad. Sin embargo, los preparados comerciales no siempre ofrecen resultados tan prometedores como los que a menudo tratan de hacernos llegar, además de que suelen contener un elevado contenido en azúcares y su precio suele ser relativamente elevado.
Por ello os proponemos realizar yogur casero, una forma fácil y económica de tener siempre yogur de calidad en casa.

Postre en 2 minutos

Según este artículo de Gastronomía &Cia, también aparecido en El País, los yogures probióticos no modifican la composición de la flora bacteriana.
Este artículo refleja que actualmente hay muchos estudios científicos sobre los yogures probióticos,  su efectividad, la dosis o el tiempo en el que se hacen efectivos los beneficios para la salud que le otorgan, y su acción entre muchas otras cuestiones, sea cierto o no, se han difundido ciertos beneficios digestivos si se consumen productos con probióticos, pero realmente se conoce menos de lo deseado (y de lo que pensamos) sobre los efectos de estas bacterias en la flora intestinal.
Aunque hay muchas esperanzas, también hay investigaciones que muestran resultados desalentadores, como los comunicados por un grupo de investigadores de la Escuela de Medicina de la Universidad de Washington (St. Louis) que concluye que los yogures probióticos no modifican la composición de la flora bacteriana.
Recordemos que en líneas generales, los probióticos se describen como microorganismos concretos vivos que se añaden a ciertos alimentos para que lleguen al intestino donde sobreviven, y en dosis adecuadas, trabajen en beneficio para la salud intestinal, regeneración de la flora bacteriana, prevención de infecciones, reforzar el sistema inmunitario, etc.
Los investigadores han obtenido resultados desalentadores sobre dichos beneficios del consumo de yogures probióticos que actualmente se instalan en la cesta de la compra de casi toda la población.
Para conocer la acción de los yogures probióticos, se realizó un muestreo antes, durante y posteriormente al consumo de un producto lácteo fermentado disponible en el mercado con contenido de bacterias Bifidobacterium animalis subsp. lactis, dos cepas de Lactobacillus delbrueckii subsp. bulgaricus,Lactococcus lactis subsp. cremoris, y Streptococcus thermophilus.
Como indicábamos, los resultados no mostraron ningún cambio significativo en la comunidad bacteriana intestinal, no se da la colonización en la flora intestinal como se pensaba.
Lo que sí hallaron, con un posterior análisis genómico, fue una pequeña modificación en el metabolismo de los hidratos de carbono en los ratones (cuya flora intestinal había sido modificada para que contuviera las bacterias comunes del tracto intestinal humano), lo que sin duda va a abrir una nueva línea de investigación.
Las conclusiones de este estudio nos han llevado a recordar el realizado en el año 2007 por un equipo de científicos en Viena en el que se comparaban los efectos de un yogur probiótico y un yogur normal.
Concluyeron que casi desde el inicio, la ingesta de cualquiera de los dos yogures mostraba un aumento en la actividad intestinal, pero apenas se registraron mayores beneficios por el consumo de yogures probióticos, quizá únicamente un efecto algo más duradero que se solventaría con un consumo habitual de yogures convencionales.

Cómo preparar yogur casero


Making yogurt 51 litro
de leche, mejor fresca, ecológica ó de cabra.
1 yogur natural (según la marca empleada, podemos obtener distintas consistencia)
2 cucharadas de leche en polvo

Calentamos la leche hasta que esté tibia; un truco casero es que al introducir el dedo meñique, no nos quememos. Si está más caliente, las bacterias lácticas del yogur morirían.
En un cuenco mezclamos el yogur, la leche en polvo y un poco de leche. Mezclamos bien y lo añadimos a la leche tibia.
Podemos introducir la mezcla en un bote de cristal ó dejarlo en la olla donde hemos calentado la leche. Tapamos con un paño, y envolvemos el recipiente con un paño ó toalla para que conserve la temperatura inicial.
Dejamos reposar en un lugar templado durante 24h-48h.
Transcurrido este tiempo, comprobamos que la leche ha espesado y dejamos enfriar varias horas en el frigorífico antes de consumirlo.
Además, podemos obtener un delicioso “queso fresco” tipo petit suisse, si volcamos con cuidado el yogur en una tela de gasa y la colgamos durante una noche para que escurra.


052709YogurtØ     Para saber más:







Por: Lati Escudero